Roscubas, 2017

Diciembre / –   2017

ST 2017, Técnica mixta 32x44 cm

A partir del día 29 de Diciembre los hermanos Fernando & Vicente Roscubas (nacidos en Palma de Mallorca en 1953 y residentes en Bilbao desde 1958) presentan en la galería Altxerri su trabajo más reciente, una selección de obras de pequeño y mediano formato basadas en imágenes digitales impresas sobre papel plegado sobre sí mismo.

En esta exposición hay dos grupos de obras temáticamente muy diferenciados: el primero, abstracto, basado en el trazo y lo gestual, y el segundo, plenamente figurativo en el que se hacen composiciones digitales empleando objetos icónicos y referencias artísticas cuidadosamente colocados en interiores.

Fernando y Vicente no son especialistas en una sola de las disciplinas de las Bellas Artes, sino que las integran todas. Se interesan por la manualidad artesana y el trabajo del taller hasta alcanzar unos acabados virtuosos como hechos por la más sofisticada máquina, pero no olvidan tampoco que el arte es un proceso mental y con esta premisa consiguen llevar la experiencia plástica a un universo de reflexión y trasgresión sin obviar el carácter sensorial de la mirada.

El arte visual y la reflexión puesta en los materiales y el espacio, son las constantes en sus trabajos, donde se hermanan la pintura, la escultura, el arte conceptual, las instalaciones y la música, convirtiendo el humor en uno de los principales rasgos de sus obras, bien sea desde una raíz surreal, los juegos de palabras, el empleo de una provocadora ironía, o bien adentrándose en el absurdo y la corrosión, manteniendo en todos los casos un combate contra la sedimentación del espíritu

Begoña Zubero “V/E Villaggio Eni”, 2017

Noviembre /Diciembre 2017

Serie V/E 2015-2017 Foto PA + tirada de 3, 60x90cm

Este viernes, día 3 de noviembre, la galería Altxerri, presenta dentro del programa de la 1ª Bienal Internacional de Arquitectura de San Sebastián, la exposición de la artista bilbaína Begoña Zubero, titulada: “V/E Villagio Eni”.

Begoña Zubero (Bilbao, 1962) se formó como fotógrafa en Madrid y Nueva York. A lo largo de su carrera ha transitado distintos géneros, desde la fotografía realista de sus espacios urbanos y naturalezas muertas hasta su experimentación con la abstracción de la fotografía subjetiva.

Atraída por la arquitectura de poder de los regímenes totalitarios europeos del siglo XX llegó a Roma en 2002, punto de partida de su proyecto Existenz. Tras Berlín, Varsovia, los campos de concentración de Auschwitz, Birkenau y Maidanek, Moscú y Yerevan, volvió a Roma en 2012 instalándose en la Real Academia de España.

Sus últimos cuatro años de residencia en Italia han tenido como resultado la serie titulada “Gente del Po”, presentada recientemente en la Kutxa Kukltur Artegunea (Edificio Tabakalera, Donostia-San Sebastián) y “V/E Villagio”, que la artista desarrolló en el contexto del proyecto Dolomiti Contemporanee.

El Villagio Sociale ENI (Ente Nazionale Idrocarburi) fue ideado por Enrico Mattei, impulsor del ENI en los años 50 con la idea ( dentro de lo que en Italia se denominó ”apertura a la izquierda”) de veraneo social para las 6000 personas dependientes del ENI, desde los dirigentes hasta los operarios mas rasos, sin distinción jerárquica. Así, a lo largo de 125 hectáreas inmersas en medio del bosque alpino, el arquitecto Edoardo Gellner proyecto este villagio compuesto de:263 villas unifamiliares, unas colonias para niños, un campamento para jóvenes, un albergue, una iglesia ( Ntra Señora del Cadore, proyectada junto a Carlo Scarpa) y un centro cívico. Todo ello correspondiendo a una tipología vanguardista y muy innovadora en la época: minimalista, ecológica y plenamente integrada en el paisaje.

El Villaggio tuvo su apogeo en los años 60, coincidiendo con las olimpiadas de invierno en Cortina D´Ampezzo,y posteriormente fue decayendo hasta el año 2000 en el que se cambia la gestión y entran nuevos proyectos.

Las fotografías de la exposición se centran en las instalaciones de la colonia para niños, en el impresionante edificio de Edoardo Gellner ahora mismo en vías de recuperación a través de intervenciones de artistas.

 

Chema Madoz, 2017

Julio /Septiembre 2017

ST. Foto 1/15, 30 x 50 cm.

El sábado día 22 de Julio, la galería altxerri presenta los últimos trabajos del artista y fotógrafo
Chema Madoz (Madrid 1958) en una exposición paralela y complementaria a la que se muestra
en la sala Kutxa Kultur Artegunea de Tabakalera.

Desde 1984, Madoz desarrolla una extensa obra entorno al objeto y a las similitudes y diferencias,
planteando la poesía de la belleza en los mas mínimos trozos de realidad. El universo de lo cotidiano, de esos objetos que usamos y que apenas ocupan un pequeño espacio en nuestras vidas, es su
temario habitual y sobre el que a su vez reflexiona, replanteando la función de los objetos reales en
un mundo imposible.

Comenzando con una indagación sobre las similitudes fortuitas entre objetos encontrados en la naturaleza, pasa posteriormente a provocarlas, tanto con objetos encontrados como con otros que él mismo manipula en su estudio o incluso construye. Al mismo tiempo que critica la función pragmática de un determinado objeto, hay una búsqueda de la belleza formal a través de sus imágenes, siendo también evidente la influencia del surrealismo en su obra, que alude en muchas ocasiones directamente a los símbolos e iconos favoritos del movimiento.

Creador de objetos imposibles y de poesía visual a un mismo tiempo, Madoz dota a sus obras de unaespecie de aura de atemporalidad que le hace presentarse como un artista raro y diferente, con unas imágenes siempre de formatos pequeños, en blanco y negro, de formas estilizadas y depuradas. Con el tiempo ha ido ahondando en un lenguaje propio cada vez más poético, manteniendo esas líneas argumentales que se desarrollan en torno a la apariencia equívoca de las cosas, las similitudes e imposibilidades de las funciones de objetos cotidianos que surgen del inconsciente o del mundo de los sueños.

Carmen Calvo “Sueños desde la nada”, 2017

Abril /Julio 2017

“ En la soledad “ 2013 Téc. mixta collage, fotografía 30 x 50 cm.

Carmen Calvo (Valencia, 1950) comienza a destacar en el panorama artístico español durante la década de los setenta. Premio Nacional de Artes Plásticas de 2013, Carmen Calvo es ante todo una artista conceptual, aunque incorpore evocaciones del Pop en sus fotografías o referencias al Arte Povera en sus instalaciones, porque parte en sus procesos de trabajo de asuntos concretos sobre los que reflexionar (infancias tormentosas, opresión a la mujer) y el desarrollo posterior de sus obras se deriva siempre de esa intención. No obstante, su confluencia con el Pop Art no llega a un acuerdo en
los fundamentos relativos a la reproductibilidad del objeto en serie. Para la artista valenciana existe un carácter de unicidad en su concepción del objeto, que le aparta de los planteamientos del movimiento.

Calvo es también uno de los referentes en la conceptualización contemporánea del fragmento. Interesada por la arqueología, su obra tiene una esencia de hallazgo y de reminiscencia. En la presenta muestra, se exhibe una recopilación de trabajos de los últimos años que engloban desde dibujos, libros de artista, fotos intervenidas, collages y esculturas, mediante las que la artista pretende mostrarnos las facetas ocultas de una realidad que ella, mediante su interpretación e intervención,nos propone desvelar.